Tarta de chocolate y cerveza negra

Esta tarta me entró por los ojos nada más verla y me pareció tan poco usual que me entraron todavía más ganas de probarla. Yo he seguido la receta de Delicious Martha porque la prepara de una forma muy sencilla y el resultado es perfecto.

Muchos seguro que torcéis el morro al escuchar la palabra cerveza en este postre, pero os aseguro que si la probáis cambiaréis de opinión nada más meteros el primer pedazo a la boca, y después no podréis parar de comer porque está increíblemente buena. Su sabor es espectacular y la textura súper esponjosa. La cerveza negra marida de maravilla con el chocolate o cacao puros y potencia su sabor, lo que hace que su uso sea un puntazo en esta tarta. (Vamos, que si os gusta el chocolate ya la podéis probar). Además, el queso crema que va sobre la tarta es la pareja de baile perfecta ya que crea el equilibrio ideal con la intensidad del pastel.

 * CONSEJO: Preparad cobertura de queso de más porque para cuando llega la hora de     colocarla sobre la tarta te habrás comido la mitad… 😉

En cuanto a la cerveza podéis usar la que queráis, siempre que sea negra. La típica es la Guinness pero yo en esta ocasión he utilizado la Keler Brown, una edición limitada que ha sacado la marca cervecera.

Aunque no os guste la cerveza estoy segurísima de que os va a encantar. Probad a prepararla y alucinaréis con su sabor,  y cuando vuestros amigos la prueben os querrán eternamente.

 

 

 

Anuncios

TRUFAS DE CHOCOLATE DE MUERTE

Yo siempre he dicho que si os encontráis con alguien al que no le guste el chocolate… ¡ojito! esa persona no es de fiar.

Las trufas son una idea estupenda como postre navideño como variante de los turrones, mazapanes y polvorones de toda la vida.

Yo he seguido la receta (con alguna pequeña modificación) de Anna Olson,  una de las mejores reposteras del universo, de esas profesionales que da gusto ver trabajar. Hacer trufas de chocolate no es nada complicado, pero sí laborioso. Así que, ¡tened paciencia si os decidís a hacerlas!

Ingredientes

  • 400gr de chocolate para fundir (200gr para la ganache-200gr para la cobertura)
  • 200ml de nata para montar
  • Licor de naranja (o vuestro licor preferido)
  • Extras: pistachos, cortezas de naranja (o cualquier adorno que queráis)
  1. Poner 200ml de nata a calentar en un cazo. Cuando esté a punto de hervir, verter sobre los 200gr de chocolate troceado previamente. Mezclar hasta que se funda.
  2. Si queréis que algunas lleven licor (yo he añadido de naranja) separáis parte del chocolate y le añadís el licor que queráis. Reservar ambas mezclas en la nevera. Yo recomiendo que esté una noche entera para que después sea más fácil manipularlo al darle forma, aunque con 3-4 horas es suficiente.
  3. Cuando la mezcla esté fría damos forma a las trufas con las manos y volvemos a reservar en la nevera.
  4. Fundir 200gr de chocolate para la cobertura de las trufas. Después las sumergís en el chocolate fundido y las colocáis sobre una rejilla para que escurra el chocolate sobrante. Debajo colocáis otra bandeja con papel de horno para no manchar.
  5. El toque final para que queden de exposición es adornarlas. Yo a las que llevan licor de naranja les he añadido unas virutas de corteza de naranja, a otras virutas pistacho y al resto unas finas tiras de chocolate por encima.

Podéis adornarlas como veáis, con almendras, cacao en polvo, fideos de chocolate… esto ya es al gusto del consumidor.

Yo os aseguro que si las preparáis vais a triunfar ante vuestros amigos o familiares. Ahora es tu turno. Cualquier duda o sugerencia que tengas no dudes en compartirla.

Así son las de Anna Olson y así me han quedado a mí. Creo que esta vez apruebo más que de sobra.