ROSCÓN DE REYES

Esponjoso por dentro, dorado por fuera. Seco o relleno, no importa. Para mí el rey de los dulces navideños. El roscón de reyes es una maravilla. Untar y volver a untar en leche, un trozo, otro trozo, y otro… y así hasta reventar. Hacer roscón casero es una forma de asegurarte que vas a comer un buen roscón y además es realmente satisfactorio. Encima, poder presumir de roscón al servirlo en la mesa también está muy bien.

Su preparación no es difícil pero tiene su aquel. Una de las cosas que he aprendido al hacer roscón es que la prisa y las masas no hacen una buena pareja. Para que la masa sea esponjosa, de esas que se derriten en la boca, es muy importante darle el tiempo necesario a la levadura para que trabaje y despierte, así que, ¡paciencia!

Esta vez he seguido la receta de Iban Yarza, un gurú del mundo del pan. Es una delicia verle trabajar y escuchar sus consejos. Tuvimos la suerte de poder verle preparar roscón casero en el programa de David de Jorge.  ↵ (pincha para ver la receta).

Yo tengo que confesar que he fracasado varias veces a la hora de hacer roscón, pero como dicen, ¡persiste y vencerás! Una vez comimos roscón cuadrado, eso sí, de sabor buenísimo. Os animo sin dudarlo a hacerlo en casa, una vez que pruebas repetirás todos los años, y es que el cariño se nota cuando lo comes.

Os dejo algunas fotos del proceso y el vídeo de la receta para que no os perdáis ningún detalle.

 

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s